La eurodiputada señala, en una asamblea de pesca artesanal en Castellón, que «los recursos de la mar son un bien común que no se puede privatizar»

Asamblea Abierta de Pesca Artesanal1

Más de dos centenares de personas procedentes de diferentes comunidades autónomas del Mediterráneo y del Cantábrico reunió la Asamblea Abierta de Pesca Artesanal que, organizada por Podemos, tuvo lugar ayer y hoy en el Centro Polifuncional La Marina, en la localidad castellonense de El Grao. En dicho encuentro, la eurodiputada asturiana Estefanía Torres, responsable de asuntos pesqueros, puso el acento en denunciar «la lamentable situación que atraviesa el sector pesquero por culpa de una serie de políticas encaminadas sólo a favorecer a los más grandes y a perjudicar a los más débiles». La europarlamentaria destacó que de la asamblea de este fin de semana ha salido «un acuerdo contundente en torno a la exigencia del cumplimiento del artículo 17 de la Política Pesquera Común, que nuestro estado no cumple, y una apuesta clarísima por la defensa de la mar y de todos los recursos pesqueros como un bien común de la ciudadanía que no se puede privatizar. Porque la mar es de todas y de todos. Una fuente rica de trabajo y de vida, y que será, además, de los pocos legados que podremos dejar a quienes vengan detrás».

comillas-30El objetivo era, precisamente, dar voz en asuntos de gestión pesquera a la gente de la mar, un colectivo empoderado en la lucha por aquello que le pertenece: el derecho a ganarse el pan y a tener una vida digna.comillas-30cierre

Estefanía Torres

Estefanía Torres destacó la alta participación en el encuentro de El Grao, que «ha superado todas nuestras expectativas. El objetivo era, precisamente, dar voz en asuntos de gestión pesquera a la gente de la mar, un colectivo empoderado en la lucha por aquello que le pertenece: el derecho a ganarse el pan y a tener una vida digna. Estamos hoy y estaremos siempre con la gente de la mar». Añadió que en estos dos días «hemos hablado del Atlántico y del Mediterráneo, pero en el debate también ha salido la situación del Cantábrico y de otras pesquerías que se encuentran igualmente perseguidas y ahogadas por un reparto de cuotas que es absolutamente injusto social y económicamente, e insostenible medioambientalmente».

La pesca de atún rojo fue uno de los temas estrella. En ese sentido, la eurodiputada pixueta advierte de que «es una pesquería a la que los artesanales tienen muy difícil acceso. En el Mediterráneo seis grandes embarcaciones industriales aglutinan la mayoría del cupo de capturas, frente a doscientas embarcaciones de artes menores que apenas pueden salir a faenar. Es más, la pesca de atún rojo para estas embarcaciones no puede ser dirigida, sólo accidental». Considera que los pescadores de atún rojo del Mediterráneo y del Atlántico «son conscientes de su pésima situación, pero también de que no están sólos y de que hay otras gentes de la mar, en otros territorios, que viven situaciones de injusticia muy parecidas a la suya». El reparto justo de cuotas para esa y para otras pesquerías fue una de las reivindicaciones asumidas entre las conclusiones de la asamblea.