Sofía Castañón y Rafael Palacios destacan “las políticas valientes” aprobadas por el Gobierno de coalición y piden a Barbón que “tome buena nota” y las implemente en la comunidad autónoma.

Podemos Asturies ha reclamado al Gobierno autonómico que “tome buena nota” de las medidas aprobadas ayer por el Gobierno de coalición durante el debate del estado de la nación y que las implemente en el Principáu. En una rueda de prensa, la coordinadora autonómica, Sofía Castañón, y el portavoz parlamentario, Rafael Palacios, han destacado que “el impuesto al oligopolio, las becas a estudiantes o los abonos al transporte, son medidas valientes”. Además, han señalado que “el Gobierno de Barbón no tiene porque estar esperando a Madrid para implementar políticas similares en Asturies”.

En ese sentido, han destacado que Asturies “necesita” que los presupuestos para el 2023 “giren a la izquierda”. Así, han pedido, por ejemplo, un aumento del 50% en la bonificación del transporte. Además, han recordado que Asturies sigue siendo de las pocas comunidades autónomas sin una ley LGTBI y tampoco existe una norma autonómica en materia de Vivienda “aunque la hayamos reclamado por activa y por pasiva”. “Tampoco Asturies ha asumido sus competencias ferroviarias, pero el Ejecutivo autonómico si se ha dado prisa para sacar adelante la ley de Calidad ambiental, con la oposición de los colectivos. Necesitamos que el presidente de Asturies despreciente de una vez las competencias autonómicas”, han criticado.

Por otro lado, Castañón y Palacios han recordado que este jueves el PSOE votó en el Congreso contra una propuesta de resolución de Unidas Podemos sobre la oficialidad del asturiano y del gallego-asturiano. “Parece ser que la FSA, en cuanto a las lenguas de Asturies, no tiene más intención que quedarse en lo folclórico”. De la misma manera, han criticado que mientras el Gobierno asturiano “acude a la Fiesta de la Oficialidá en Bimenes a anunciar una Oficina de Defensa de los Derechos Llingüísiticos, después en el Congreso de los Diputados votan en contra de esos derechos. Esta es la contradicción fragrante entre el discurso y la práctica que el Gobierno asturiano nos viene ofreciendo durante esta legislatura: promesas que nunca han cumplido”.

Por último, han advertido que “no querer pactar los presupuestos con la izquierda es un error que no se puede permitir que paguen los asturianos. Se ha de apostar por un proyecto progresista, con medidas sociales como las aprobadas por el Gobierno de coalición. Si no será como ceder en bandeja el poder a la derecha y la ultraderecha”.